estamos de acuerdo en que la web del Design Council es un poco como la Biblia: podemos recurrir a él en busca de ayuda para cualquier tema en cualquier momento y su contenido parece que no se acaba nunca. quiero creer, también, que como ocurre con la Biblia, es interpretable.

ojalá, porque veréis: si se busca “Spanish Design” en www.design-council.co.uk, aparec e un artículo de 3 páginas haciendo un resumen de la historia y los logros del diseño español. a mí me ha parecido una versión super triste, amarga, superficial y negativa, y por eso prefiero pensar que habrá alguien que pueda hacer otra interpretación. y sobre todo, prefiero pensar que en el extranjero se podrá interpretar de otra forma.

no sé a quién habrán consultado, qué habrá dicho ni qué bibliografía habrá recomendado pero me parece que, sea quien sea, ha perdido una magnífica ocasión de promocionar una visión positiva del diseño español, que falta nos hace.

o sea que aquí todos pagando con nuestros impuestos campañas en favor del diseño español desde los años 70 para que luego venga don perfecto (o doña perfecta) a decir que no hay para tanto: que fueron dos mendas a principios del siglo XX, más Gaudí (este que no falte en ninguna ensalada), y después un poquito cuando la exposición de Barcelona, pero a través de una silla Alemana; de allí ya pasamos a la apertura del BCD; de eso a los 80, con un vil taburete, y del taburete a los JJOO; desde los JJOO ya nada hasta el año del diseño de Barcelona (que para la mayoría de los mortales que no se enteraron, fue en el 2003) y del año del diseño a la expo de Capella “300% Spanish design”. y entre una y otra cosa, los diseñadores españoles, bien se exilian, bien se arruinan, bien desaparecen sin dejar rastro. además la promoción del diseño es errática puesto que el BCD tiene problemas de financiación y que “el otro centro oficial” (sic) sólo hace actividades en Madrid. ¡pues qué bien, oiga, qué ideal!

pero yo me pregunto: ¿es simple falta de conocimiento o son ganas de fastidiar? y la cita de la profesora Raquel Pelta, por única referencia, es total: que en España “el diseño se ve como una actividad artística incompatible con la gestión de las empresas”; pues después el estudio de 2005 sobre el impacto económico del diseño en España, a mi me extraña sobremanera que alguien que está en el mundo del diseño en España pueda seguir diciendo esto. será que los del Design Council han ido a buscar alguna cita antigua…

este derrotismo y esta especie de complejo de inferioridad, ese tirarnos piedras sobre nuestro propio tejado tan españoles, están bien para casa; pero las depres nos las tenemos que curar con el psi de cabecera y no en público, y creo que no se hace ningún favor a nadie, ni a uno mismo, siendo über racional y mega concienzudo ante el mundo mundial. ¡qué cansancio, tanta integridad todo el rato! tanto envidiar al diseño italiano, pero ¡por qué no aprendemos de una vez por todas que el éxito de los italianos viene en parte de no dejar pasar una sola ocasión de venderse bien, por trivial que parezca!

what a pity.

Anuncios