la historia es que se me ha j… (con perdón) el Outlook, así que no puedo mandar nuestra hermosa felicitación para el año nuevo a todas las direcciones de esa agenda-que-vete-a-saber-dónde-c…-ha-ido-a-parar…
así que la cuelgo aquí, quietecita (y distorsionada también, por cierto, aunque he intentado 40 veces que salga bien). ¡por una vez que la teníamos preparada a tiempo…!
por cierto, que ese “extraño objeto navideño” es un diseño de los austriacos “The Walking Chair“, y se puede ver en la tienda on line que tienen en su web. la foto es mía, la hice durante el Tenerife Design Festival.
bueno, pues los que pasáis por aquí os dais por felicitados. los demás, la recibirán, tal vez, cuando el bueno de Jesús regrese de sus merecidas vacaciones e intente revivir este dichoso HP (nunca mejor dicho).
Anuncios